Historia

"El Ayer, Hoy y Mañana de la Fundación Social URAMANTA"

El año 2004 nace la idea de crear la Fundación Social Uramanta –FSU- con la misión de dar soporte legal al Centro Vicente Cañas, y luego de un largo proceso de análisis y debate de la Compañía de Jesús en la Provincia de Bolivia esta idea se amplia para dar ese soporte tanto al Centro Cuarto Intermedio como al Centro Médico Andrés Pedrón.

Entonces, para comprender la historia de la Fundación Social Uramanta hay que remitirse a la historia de los Centros, cada uno de ellos con vocación propia pero con denominadores comunes al ser obras de la Compañía de Jesús.

Para dejar registrados algunos datos emblemáticos de los Centros se puede mencionar que el Centro Médico Andrés Pedrón –CMAP- es de larga data (1969) y fue fundado por el Hermano del mismo nombre –sacerdote jesuita, bioquímico y farmacéutico- para favorecer la salud integral de la población más necesitada de la zona de la Parroquia de Santa Vera Cruz.

El Centro Vicente Cañas –CVC- fundado en 1999, con la misión inicial de integrar y articular las acciones y obras sociales de la Parroquia de Santa Vera Cruz; con el tiempo la misión se amplía a iniciativas de desarrollo integral en el entorno sudeste de Cochabamba.

El año 2002, la Compañía de Jesús vio por conveniente la creación del Centro Cuarto Intermedio –CCI- de reflexión interdisciplinar, de formación ciudadana y espiritualidad, y de acción social, que actuase como un espacio generador de propuestas que aporten al debate nacional sobre los diferentes problemas del país.

Una vez aprobada la idea de la creación de la FSU se inician los trámites que darán lugar al primer hito histórico que se marca con la obtención de la Personalidad Jurídica Nº 064/06 del 14 de febrero del 2006.

El año 2007 se conforma un equipo de trabajo administrativo articulando al personal administrativo del CVC y del CCI. A partir de ese momento se centraliza la gestión administrativa financiera de los Centros que dan vida a la Fundación, es decir, se reconoce las virtudes de la centralidad en lo administrativo como clave para maximizar recursos económicos, técnicos y humanos.

El segundo hito se produce con el inicio de la asistencia técnica a través de la gestión conjunta de los proyectos y priorizando los mismos tanto para el cumplimiento de los objetivos de los Centros como para la consolidación de la gestión de la FSU. Además se hace visible el crecimiento económico con la ampliación y el mejoramiento de infraestructura y equipamiento.

Un nuevo hito histórico -en esta corta pero dinámica vida de la Fundación- lo define la elaboración del Plan Trienal, considerado un instrumento de trabajo que apuesta por una institución con acciones articuladas y con un posicionamiento social desde los Centros.